PESE A SUBSIDIO, MAGNA SÓLO BAJA 20 CENTAVOS


Durante marzo y abril pasados, los subsidios a las gasolinas aplicados por la actual administración federal, tras ser suspendidos en noviembre de 2018, fueron por 10 mil 876 millones de pesos.

Esos estímulos al Impuesto Especial sobre Producción y Servicios (IEPS), a través de la nueva fórmula aplicada por la Secretaría de Hacienda, se pusieron en marcha a partir del 12 de marzo. En ese mes, los subsidios fueron por el orden de los tres mil 693 millones de pesos y, durante abril, crecieron a siete mil 183 millones. Lo anterior, de acuerdo con la venta promedio diaria de los combustibles y los estímulos fiscales aplicados cada semana.

Sin embargo, los precios de las gasolinas tuvieron un impacto mínimo a favor de los consumidores finales. Al cierre de abril, el litro de la Magna tuvo un costo de 19.56 pesos, lo que representó 20 centavos menos con respecto a marzo. Por su parte, el Diésel registró un precio promedio de 21.4 pesos; es decir, 10 centavos menos que en marzo. Y la Premium aumentó 10 centavos: el costo promedio fue de 20.93 pesos, según la Comisión Reguladora de Energía.

A principios de abril, la Secretaría de Hacienda señaló que, de acuerdo con un diagnóstico realizado por la Comisión Reguladora de Energía, los precios no bajaron de forma importante por las elevadas ganancias de los gasolineros que, incluso, absorbían parte de los subsidios que aplica el Gobierno.

En marzo, por ejemplo, esas ganancias capturaron 63% del aumento al estímulo otorgado al Diésel y casi 27% del aplicado a la gasolina regular o verde.

Por ello se decidió poner en marcha la estrategia ¿Quién es quién en el precio de las gasolinas? Lo anterior, para evidenciar a las estaciones con los precios más altos o las que no venden litros completos, entre otras irregularidades.

Pablo González, presidente de la Asociación Mexicana de Empresarios Gasolineros (Amegas), explica que Petróleos Mexicanos les subió el precio del producto desde diciembre del año pasado.

“Decían que nos vendían a 16 pesos el litro y no. Nosotros lo comprábamos a 18 o hasta a 19 pesos el litro”.

Por ese motivo, le pidieron al Presidente Andrés Manuel López Obrador que bajaran los costos de venta. “Nosotros confiamos en que ha sido una política adecuada. Se necesita aplicar el estímulo fiscal el resto del año para que no repercuta en el precio final”.

Las supervisiones del Gobierno federal evidencian irregularidades en el abasto de las estaciones de servicio. EL INFORMADOR/Archivo

LA GUÍA

¿Cuál es el objetivo del estímulo o subsidio federal?

Proteger el poder adquisitivo de los usuarios finales ante los movimientos en las referencias internacionales de los combustibles, en un contexto en el que los precios al público ya no son determinados por el Gobierno de México.

Por lo anterior, a partir del 11 de marzo, el esquema de determinación del estímulo considera los precios al mayoreo en lugar de los precios a los usuarios finales.

¿Cuáles son las herramientas para comparar los precios?

Los consumidores disponen de herramientas como la aplicación “Gasoapp”, de la Comisión Reguladora de Energía, que permite comparar precios entre distintas estaciones de servicio, así como vigilar que los precios que reportan al organismo son los mismos que los que se ofrecen al público.

La CRE también publica diariamente en su sitio de internet los precios al público reportados por todas las estaciones de servicio y los precios al mayoreo. Con esta información es posible calcular el margen de ganancia de las estaciones de servicio, lo cual puede ayudar a tomar mejores decisiones como consumidores.

Gasolineras de Jalisco, entre las señaladas con anomalías

Como parte de la estrategia del Gobierno federal para evidenciar a las gasolineras que tienen las ganancias más altas por los precios establecidos a los combustibles, en las últimas semanas algunas estaciones de servicio de Jalisco han sido señaladas con irregularidades. Lo anterior, a través del programa ¿Quién es quién en el precio de las gasolinas? La estrategia la aplica la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco), en la que se reporta los márgenes de ganancias elevados de los gasolineros.

Por ejemplo, en la semana del 18 al 24 de abril pasado, se señaló que el margen promedio de ganancia para los gasolineros, previo a la liberalización del mercado a finales de 2017, era de .94 centavos por litro.

Sin embargo, para enero de este año, el margen ya se había incrementado 1.73 pesos en el caso de la gasolina regular o Magna; en la Premium, en 2.66 pesos, y en el Diésel, 2.15 pesos.

En el último reporte, correspondiente a la semana del 2 al 8 de mayo, se informa que los márgenes de ganancia de los concesionarios han comenzado a disminuir. En la gasolina verde bajaron en 1.35 pesos; la Premium, en 1.34 pesos, y en el Diésel, en 1.70 pesos.

En el grupo de las 10 estaciones de servicio con las ganancias más altas se señalaron a tres de Jalisco. Una, ubicada en el Municipio de Tala sobre la avenida Ingenio Número 2, en la que el litro de Magna costaba 20.88 pesos, con un indicador de ganancia de 3.42 pesos.

La segunda está ubicada en Guadalajara, sobre la Calle Jesús García 1100. Ésta tenía 3.33 pesos de ganancia por litro, seguida por una de Tlajomulco ubicada sobre la carretera a San Isidro Mazatepec, con márgenes de 3.31 pesos.

Las ganancias más altas, de acuerdo con las supervisiones de la Procuraduría Federal del Consumidor, se registraron en una estación ubicada en el Municipio de Cuajinicuilapa, en Guerrero. El litro de la verde costaba 22.23 pesos, con ganancias de 3.65 pesos.

Con respecto a las verificaciones a las estaciones de servicio que lleva a cabo la Profeco en todo el país, en la semana del 23 de abril al 3 de mayo se reportó que se realizaron 125 supervisiones (en mil 943 mangueras o bombas verificadas).

Además, se detectaron a 41 gasolineras con irregularidades en las cantidades despachadas. En total, se inmovilizaron 68 mangueras-bombas por vender litros incompletos, y 12 estaciones se negaron a ser verificadas.

Entre las que se sancionaron por no dar litros completos se encuentran dos de esta Entidad: una en Guadalajara, donde se inmovilizaron dos mangueras, en las que hicieron falta 203.19 mililitros por cada 20 litros de combustible cobrado.

En la otra estación, también ubicada en el municipio tapatío, faltaron 283 mililitros, por lo que se inmovilizaron cuatro bombas.  En una más, ubicada en Tonalá, también había faltantes, por ello se clausuraron dos bombas.

Entre las que se negaron a ser inspeccionadas por personal de la Profeco se encuentra otra en Tonalá.

En la última inspección desarrollada en la semana del 6 al 10 de mayo, se reporta que también se realizaron 125 inspecciones.

Entre las gasolineras con anomalías se encuentra una del Municipio de Puerto Vallarta, por dar litros incompletos. En este caso hubo un sobrante de mil 372 mililitros por 20 litros de combustible, y se inmovilizaron tres mangueras.

Identifican causas

Un análisis de los márgenes de ganancia entre las estaciones de servicio, realizado con información de la Comisión Reguladora de Energía, reveló que existen dos problemas:

  1. En los primeros tres meses del año, los márgenes de las gasolineras han aumentado súbita y significativamente sin una razón clara de costos. Si se comparan los márgenes de los primeros tres meses del año con el mismo periodo de 2018.
  2. Los márgenes absorben parte de los estímulos del IEPS, por lo que el beneficio no  llega completamente al público. Por ejemplo, en marzo de 2019, los márgenes capturaron 63% del aumento al estímulo otorgado al Diésel y casi 27% del incremento en el estímulo para la gasolina Magna.

Fuente: SHCP.

El Gobierno federal responsabiliza a los concesionarios por los altos precios de los combustibles. EL INFORMADOR/A. Camacho

Persisten los precios altos

Aunque en abril pasado el precio de la gasolina regular se redujo en 20 centavos con respecto al mes de marzo a nivel nacional, al alcanzar un costo promedio de 19.56 pesos por litro, Jalisco se mantiene entre las Entidades con las gasolinas más caras.

El 16 de mayo, el precio promedio nacional de la Magna fue de 19.33 pesos. Sin embargo, el Estado se ubicaba en la tercera posición con los precios más altos, con un costo de 20.35 pesos el litro; es decir, 1.02 pesos por arriba de la media.

Sólo se ubicó por debajo de Nayarit y Ciudad de México, en donde el precio de la verde se encontraba en 20.56 pesos y 20.53 pesos, respectivamente.

Si se toma en cuenta el último reporte de inspecciones desarrolladas por la Profeco, tres gasolineras de Jalisco se ubican en el top 10 de las estaciones de servicio con las ganancias más altas y los costos más elevados.

El académico del ITESO, Ignacio Román Morales, destaca que el Estado presenta un problema histórico porque se ubica en una zona del país que no es petrolera.

“El petróleo hay que conseguirlo, ya sea que entre por Manzanillo, vía buques o que venga de los Estados Unidos, supongo que de Texas a California y de ahí para esta región, lo cual implica llevar de Texas hasta propiamente el Golfo de México y, de ahí, que es costosísimo, bajar por todo el país hasta llegar aquí a Jalisco”.

Además del costo del transporte, comenta que otro factor que influye para que las estaciones de servicio de Jalisco tengan precios altos es el almacenamiento. A pesar de que hay planteamientos para generar terminales de almacenamiento de gasolina en el Estado, esto no se ha concretado. Fue una promesa de la pasada administración de Aristóteles Sandoval tras el gasolinazo de 2017.

“Hay un elemento adicional. Hay que recordar que de las refinerías que estaban funcionando a menor capacidad, y con mayores problemas de corrupción y robos, justamente se encontró la de Salamanca; en otras palabras, que la refinería que nos tocaría más cerca, es exactamente donde había más problemas”, subraya el académico.

LA VOZ DEL EXPERTO

“Hay variaciones muy fuertes”

Antonio Ruiz Porras (coordinador del Doctorado en Estudios Económicos del Centro Universitario de Ciencias Económico Administrativas)

Antonio Ruiz Porras señala que uno de los problemas esenciales que impiden la reducción de los costos de las gasolinas es que no se ha resuelto la desigualdad en los precios de éstas.

“Lo que hemos visto en los últimos meses y, esto no se resolvió con lo que fue el cambio de la política de subsidio, fue el hecho de que hay variaciones muy fuertes en el precio, que son mayores a un peso en el litro de gasolina dependiendo de la zona geográfica en la que nos estemos moviendo”.

Mientras estas diferencias de precios no sean atendidas, dice, los beneficios fiscales sólo se percibirán en algunas zonas del país, “particularmente, lo que va a pasar en el Estado de Jalisco, es que estos beneficios no se van a notar porque tenemos precios de las gasolinas muy altos para el estándar promedio nacional”.

Considera que el programa para exhibir a los gasolineros con los precios más altos no pondrá fin a este problema, porque la diferencia de los precios está asociada a los costos de distribución de la misma y no a una cuestión de mercado. “Es poco probable que tenga algún impacto estas medidas de la Profeco”.

Apunta que una solución podría ser que se regrese a los esquemas de precios controlados de las gasolinas, los cuales se aplicaban hasta antes de la liberación de los precios de los combustibles. “Por una parte, tendría la ventaja de que en todo el país se sabría con certeza cuál sería el precio de la gasolina, y esto podría permitir compensar las diferencias que se ven en las variaciones de precios actualmente”.

Los componentes

  • En los últimos meses se han presentado distorsiones en los precios de los energéticos, ocasionando ineficiencias en la economía y afectando el poder adquisitivo de la población.
  • Los precios de la gasolina que observan los consumidores finales están conformados de cinco componentes: referencias internacionales de los precios de la gasolina, tipo de cambio, costos de logística, impuestos y margen de ganancia de las estaciones de servicio.
  • Los primeros cuatro componentes están bajo el control del Gobierno a través del estímulo a las gasolinas; sin embargo, los márgenes de las estaciones de servicio no, ya que son las propias gasolineras las que deciden su margen de utilidad.
  • Para 2019, los precios objetivo de las gasolinas, que incluyen el ajuste por la inflación, son: 19.50 pesos por litro para la gasolina regular o verde; 21.04 para la gasolina Premium, así como 20.89 pesos por litro para el diésel.
  • Actualmente, los precios de la gasolina regular y del Diésel están por encima de la inflación debido, en gran medida, a los elevados márgenes que las estaciones de servicio obtienen por la venta de estos combustibles.

Fuente: SHCP.

Incrementan recaudación

Debido a que desde noviembre del año pasado y hasta mediados de marzo de 2019 no se aplicaron subsidios a las gasolinas, y que el impuesto aplicado a éstas tuvo un incremento, la recaudación del impuesto a los combustibles creció con respecto a la captación del año anterior,  y a la proyección que se tenía para el primer trimestre del presente año.

De acuerdo con el Análisis del Informe sobre las Finanzas Públicas y la Deuda Pública al Primer Trimestre de 2019 de la Secretaría de Hacienda, la recaudación de este impuesto aplicado a las gasolinas fue de 77 mil 382 millones de pesos, por encima de los 43 mil 64 millones de pesos que se recaudaron en el mismo periodo de 2018.

Además, fue superior a la recaudación estimada por la Secretaría de Hacienda, la cual pronosticó que ingresarían 74 mil 377 millones.

En marzo pasado, en uno de los diagnósticos desarrollados por el Centro de Estudios de Finanzas Públicas de la Cámara de Diputados, se consideró que el aumento podría obedecer a la eliminación de los subsidios que aplicaba la Secretaría de Hacienda para suavizar los precios de las gasolinas (en noviembre de 2018).

Este medio publicó en marzo pasado que, durante el sexenio anterior, los estímulos fiscales aplicados al precio de las gasolinas superaron el medio billón de pesos, pese a que éstos fueron intermitentes durante el Gobierno de Enrique Peña Nieto y aún faltaba el cierre del año pasado, del cual se dieron a conocer estimaciones.

Debido a que la actual administración federal ya comenzó a aplicar los estímulos a las gasolinas, lo que podría provocar una baja en su recaudación, el académico del ITESO destaca que si esto sucede pero es de carácter marginal, se podría compensar con la reducción de condonaciones de otros impuestos, como el Impuesto Sobre la Renta (ISR), entre otros. “Si en cambio, estamos teniendo que ya el diferencial que se genera entre los ingresos captados por IEPS y los ingresos recibidos realmente por ese impuesto se va agigantando, entonces sí estamos en un problema mayor, porque en algún momento tendrá que soltarlo el Gobierno y, de nuevo, eso implicará otro incremento en el precio de las gasolinas. Espero que el diferencial no sea tan significativo, que implique tomar otra ‘medicina’ amarga en la economía mexicana”.

La lejanía de las zonas petroleras y la carencia de una estación de almacenamiento encarecen los combustibles en Jalisco. EFE/Archivo

Disminuyen las importaciones

La Balanza de Productos Petroleros del Banco de México revela que el valor de las importaciones de gasolinas en el país se redujo en comparación con el año anterior en 12.4 por ciento.

Mientras en el primer trimestre del año pasado se importaron combustibles por cuatro mil 274 millones de pesos, en este año descendieron a tres mil 743 millones de pesos.

Eso obedece, en parte, a la baja que registró la demanda de combustibles, provocado por el desabasto que se vivió a principios de año por la estrategia implementada por el Gobierno federal para combatir el huachicoleo.

El académico del ITESO, Ignacio Román Morales, apunta que la reducción de las importaciones puede obedecer también a una disminución en los precios de las gasolinas en el plano internacional. Otra explicación que, advierte, sería muy delicada, es que se esté sustituyendo la importación de estos combustibles por gasolinas más baratas.

Sigue: #DebateInformador

¿Cómo evalúa la estrategia del Gobierno federal para reducir los costos de las gasolinas?

por: El informador


Comentarios